Aprovecha la playa: mueve el cuerpo!

playaEl mar no es sólo para tomar el sol. Si quieres mantener el tipo, estar en forma y quemar calorías, levántate de la toalla y muévete. No temas por tu bronceado, lo conseguirás mientras haces ejercicio. Te decimos cómo.

Piénsalo: estar un rato tumbada al sol es relajante, pero pasarte todo el día resulta muy aburrido y peligroso para tu piel y tu figura. Puedes conseguir un bronceado espectacular jugando o haciendo deporte en la arena.
Al permanecer activa, además, podrás quemar las calorías de los helados y las cervecitas que te tomes en el chiringuito.
Estando tumbada lo único que consigues es bajar tu metabolismo y favorecer la acumulación de grasas. Y si durante el año haces deporte de forma habitual, corres el riesgo de volver de las vacaciones totalmente oxidada.

Estos son algunos de los juegos y ejercicios que puedes practicar en la playa. Anima a tus amigos, a tu pareja o a tus hijos y lánzate a hacer ejercicio.

Juega a las palas
Esfuérzate e intenta alcanzar la pelota aunque sea corriendo, saltando o tirándote de cabeza al agua.
Cuanto más te muevas, mejor. Cerca del agua, donde la arena está dura, es el mejor lugar para jugar a las palas.

Aprovecha las olas
¿Te gusta saltar olas cuando el mar está bravo? Perfecto, es un ejercicio ideal para moldear muslos, glúteos y caderas.
Además, saltar, correr y nadar a la vez es un auténtico “quemacalorías”. Tras la sesión te sentirás rota, pero a la vez muy relajada.

Un partido de voley-playa
Reúne a un grupo de amigos y, con una pelota adecuada, organiza un partidillo de voley-playa. No hace falta disponer de una red. Basta con trazar unas líneas en la arena para marcar el campo.
El voley resulta un deporte muy completo en el que entran en acción todas las partes del cuerpo. Piensa en los imponentes traseros que lucen las jugadoras de este deporte.

Llévate un ”frisbee”
El juego del “frisbee” también resulta idóneo para mantenerse activa durante una sesión playera. Las carreras que debes hacer para cazar el plato volador suponen un magnífico ejercicio para las piernas y el corazón.

Pasea por la orilla
Has oído mil veces lo beneficioso que es, pero te atrae más la toalla. No seas perezosa. Si caminar es uno de los mejores ejercicios que hay, hacerlo al borde del mar multiplica las ventajas: a la vez que haces ejercicio te beneficias de un tratamiento intensivo de talasoterapia.
Andar sobre la arena proporciona un masaje constante a tus pies que se traduce en la activación de la circulación. Por no hablar de lo relajada y morena que acabarás.
Eso sí, date un paseo largo, ponte un pañuelo en el pelo y una camiseta si te quemas fácilmente.

Nada en el mar
Una vez terminada la actividad “en seco”, es la hora de refrescarse, zambullirse en el mar y nadar un rato. Los beneficios de la natación son enormes, especialmente para la espalda.
Además de nadar, puedes hacer pedaleos para moldear las piernas y estiramientos para relajar los músculos. Después, tienes permiso para tumbarte a descansar.

About Gi

Soy Gi, treintipocos,madre de 2, apasionada por los maquillajes, perfumes y cremitas, amante de la decoración y fanatica de mil series. Blogger de alma desde el 2003, geek, 100%, aficionada a la repostería y obviamente  lover.

Comments

  1. me parese q tienen q poner dieta para las chicas de 11 y 12, 13 años asi nos podemos ver muchos mas lindas no se me parese
    besitos igual esta re de +

join the conversation

*